​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​Boletín No. 04. Día mundial contra el cáncer de cuello uterino

Fecha: 26 ​de marzo de 2021​​

Globalmente el cáncer de cuello uterino es el cuarto cáncer más frecuente en mujeres. Esta enfermedad tiene importantes diferencias entre las regiones en el mundo, lo cual se refleja en una mayor mortalidad por este cáncer en países en desarrollo. 

En el contexto local, este cáncer es el segundo más incidente en mujeres colombianas y la cuarta causa de mortalidad por cáncer en 2018. Esta patología afecta en mayor medida a mujeres residentes en zonas vulnerables (1). La etiología de este cáncer está estrechamente relacionada con la infección por el virus del papiloma humano (en adelante VPH) específicamente por sus genotipos de alto riesgo (en adelante VPH-ar, para referirse a los genotipos: 16, 18, 31, 33, 35, 39, 45, 51, 52, 56, 58 y 59), agente causal y necesario, mas no suficiente (2). Luego, casi la totalidad del cáncer de cuello uterino es atribuible a la infección persistente por los VPH-ar (2). 

La estrategias más efectivas en la prevención primaria de esta enfermedad son: la prolongación de la edad de inicio de relaciones sexuales, la limitación en el numero de parejas sexuales y la vacuna contra el VPH-ar (3). A, la vacunación aunada a estrategias de tamización poblacional organizada fortalecen la prevención y la detección temprana de este cáncer (4). 

En Colombia, el cáncer de cuello uterino es el segundo cáncer más incidente en mujeres colombianas (5) y la cuarta causa de mortalidad por cáncer entre mujeres en 2018 (6), a continuación se presentan datos relacionados con su incidencia y mortalidad.


Incidencia​


De acuerdo con el Instituto Nacional de Cancerología, anualmente se estiman 4.462 casos nuevos, con una tasa ajustada por edad (en adelante TAE) de 19,3 por 100.000 habitantes (5). 

A continuación, se presentan algunos datos relevantes sobre algunos de los departamentos con mayores TAE: 

• Arauca 38.7 afectadas por 100.0000 habitantes 

• Meta 37.6 afectadas por 100.000 habitantes 

• Caquetá 30.8 afectadas por 100.000 habitantes 

• Casanare 30.6 afectadas por 100.000 habitantes 

Explore la gráfica a continuación para contrastar y conocer la tendencia de la incidencia del cáncer de cuello uterino departametal y país:

Gráfica 1, Tendencia de la tasa ajustada de incidencia por cáncer de cuello uterino, 1995-2011, Colombia.

 

Mortalidad​

Entre el 2012 y 2018 el cáncer de cuello uterino en Colombia pasó de ser la segunda causa de muerte por cáncer entre las colombianas a ser la cuarta causa, tal reducción en la mortalidad se evidenció al pasar de 9,06 fallecidas por 100.000 habitantes en 2005 a 6,38 por 100.000 habitantes en 2018, ver Gráfica 2. Efecto que estuvo relacionado principalmente con un aumento en las capacidades para la detección de lesiones precancerosas y una cultura de tamización creciente entre la población y los agentes del sistema.


Gráfica 2, Tendencia de la tasa ajustada de mortalidad por cáncer de cuello uterino, 2005-2018, Colombia.


Fuente: Cubo de Estadísticas Vitales DANE, SISPRO, 25 de marzo de 2021. Elaboración: Observatorio Nacional de Cáncer.


​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​Vacunación​

A diferencia de algunos cánceres, el cáncer de cuello uterino cuenta con un agente causal conocido: Los virus del papiloma humano de alto riesgo. Debido a lo anterior y a la disponibilidad de vacunas contra estos virus, actualmente el cáncer de cuello uterino es una enfermedad prevenible. 

Es de resaltar que el esquema de vacunación contra el VPH es de dos dosis, y que esta vacuna es gratuita en Colombia para las niñas de 9 a 17 años y puede ser adquirida en las Instituciones Prestadoras de Servicios de Salud que cuenten con servicios de vacunación en todo el territorio nacional. Cabe mencionar, que la vacuna contra el VPH no solo reduce el riesgo de cáncer de cuello uterino sino también el de otros cánceres menos frecuentes en mujeres y hombres, como el cáncer de ano, vagina, vulva, pene y orofaringe. ​


​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​Detección temprana​​

En el Plan de Beneficios de Salud se encuentran disponibles tres pruebas de tamización para cáncer de cuello uterino, las cuales se hacen obligatorias a partir de la expedición de la Resolución 3280 de 2018. 

La implementación de estas pruebas en el Sistema General de Seguridad Social en Salud (en adelante SGSSS) se realizará de manera progresiva (Resolución 276 de 2019), las tecnologías incluidas son las siguientes: 

• Citología cervicouterina, mujeres de 25 a 29 años. 

• Pruebas de ADN – VPH, mujeres de 30 a 65 años. 

• Técnicas de inspección visual con ácido acético y lugol, el uso de estas tecnologías es dependiente de la edad de la mujer y su lugar de residencia (población rural dispersa entre 30 y 50 años). Adicionalmente, la Ruta Integral de Atención en Salud para personas en riesgo o con diagnóstico de cáncer de cuello de uterino, establece las intervenciones necesarias y describe el flujo de las mismas con el fin de optimizar las atenciones y el transcurrir del paciente dentro del SGSSS. A continuación, se presenta un fragmento del algoritmo: ​​


Figura 1, Fragmento del algoritmo de atenciones de la Ruta Integral de Atención en Salud para población en riesgo o con diagnóstico de cáncer de cuello uterino. 

Fuente: Resolución 3202 de 2016, adaptación ilustrativa del algoritmo de atenciones de la Ruta Integral de Atención en Salud para población en riesgo o con diangnóstico de cáncer de cuello uterino.

​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​Bibliografía


1. International Agency for Research on C. Cancer Fact Sheets: Cervical Cancer Cancer. World Health Organization. 2012. 
3. Adegoke O, Kulasingam S, Virnig B. Cervical cancer trends in the United States: a 35-year population-based analysis. J Womens Health (Larchmt). 2012;21(10):1031-7. 
4. Thun M, Linet M, Certhan J, Haiman C, Schottenfeld D. Cancer epidemiology. 4 ed. New York 2018. 
6. In: DANE EEVV, editor. 2017. SISPRO Observatorio Nacional de Cancer 2017.

​​

Enlaces de interés

• Ruta Integral de Atención en Salud para población en riesgo con con diagnóstico de cáncer de cuello de uterino.